Punto final a los acomodos de Bertone: el IPV respetara antigüedad de los inscriptos

46

Desde el IPV la presidente anuncio que volverá a respetar la antigüedad para la entrega de viviendas, ya que este requisito se habia eliminado durante el gobierno de Bertone para favorecer la entrega irregular de viviendas. Actualmente, la demanda registrada en el organismo provincial es de 10.000 personas en total, 5.100 personas en Ushuaia, 4.700 en Río Grande y 244 en la ciudad de Tolhuin.

La presidenta del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV), Leticia Hernández, señaló que durante la gestión de Rosana Bertone no se tuvo en cuenta la antigüedad en el padrón de demanda al momento de entregar viviendas por parte del Estado provincial. Aseguró que se han detectado “muchas irregularidades” y que “hubo oportunismo político”, por lo cual informó que se revisarán los casos de las últimas adjudicaciones.

En dialogo con Radio Fueguina, Hernández destacó que “está un listado pasivo que hay que respetarlo porque todos tenemos el derecho a la vivienda y estas cuestiones que han surgido son bastante complejas”. Además, haciendo una comparación con el Gobierno anterior, dijo que “la transparencia con nosotros va a existir”.

Según explicó la funcionaria, la normativa vigente establece la prioridad que deberían tener las personas en la lista de espera del padrón de demanda habitacional, y la proporción de entrega de viviendas que se debe fijar por situaciones de vulnerabilidad y para personas con discapacidad. “No se cumplió en el mandato anterior, porque casi todo fue declarado de riesgo, así como situaciones muy por encima”, cuestionó Hernández.

En ese sentido, la presidenta del instituto, confirmó que se están evaluando los legajos del año pasado, teniendo en cuenta que “hay gente anotada de muchísimos años, gente del 2001, un porcentaje también del 2005”. “Cuando yo llego pensé que se había estancado en el 2005, pero no, también tenemos situaciones hacia atrás”, insistió la funcionaria.

Actualmente, la demanda registrada en el organismo provincial es de 10.000 personas en total, 5.100 personas en Ushuaia, 4.700 en Río Grande y 244 en la ciudad de Tolhuin.

“Nuestra gestión va a ser de transparencia, primeramente fijarnos, ordenarnos en ese eje de recuperar la identidad de la institución y empezar a respetar la antigüedad, no hay puntaje como antes, respetar la antigüedad”, subrayó Hernández, y añadió que “el primer eje es, justamente, recuperar la identidad del instituto, qué es la vivienda propia, entonces, desde ese punto, decir la gran demanda habitacional y la poca entrega de viviendas que hubo en la gestión anterior”.

Comentarios