Informaron de gobierno una fuerte Inversión para garantizar las clases en TDF

19

La ministro de Obras y Servicios Públicos, Gabriela Castillo, criticó el estado en el que la gestión anterior dejó los edificios públicos de la provincia, especialmente los establecimientos educativos. Informó que se invertirán 240 millones de pesos para poder garantizar los servicios mínimos en escuelas y jardines de Tierra del Fuego.

“En una provincia que ha quedado en bancarrota, la cantidad de fondos que se van a necesitar en los meses de enero, febrero, marzo, es un esfuerzo económico importante, y una apuesta que ha hecho el señor gobernador para que los niños, jóvenes y adultos puedan tener las condiciones mínimas en las escuelas”, destacó la funcionaria.

Castillo sostuvo que “la situación de los edificios públicos está difícil”, teniendo en cuenta que se deben atender graves inconvenientes en los servicios esenciales de distintas dependencias. Problemas en las cloacas, electricidad, calefacción, accesibilidad y el estado de los baños son los principales desperfectos.

Según comentó Castillo, el 25 por ciento de las escuelas de la provincia -alrededor de 15 establecimientos- se encuentran en estado crítico. “Tenemos escuelas en donde hay que reponer hasta los pizarrones, o no tienen puertas, o las puertas no tienen cerraduras, o no tienen tomacorrientes”, precisó Castillo, agregando que “a uno se le cae el alma de ver las condiciones en las que están las escuelas, donde trabajan los compañeros y donde están los pibes y los jóvenes cuando no están en la casa”.

“Estamos hablando de millones de pesos por escuela”, expuso Castillo, y mencionó que los edificios de Río Grande que requieren una mayor inversión son el Colegio Polivalente, el PiedrabuenaSoberanía NacionalEscuela 4, Escuela 21, Escuela 19 y el Jardín 12, a razón de entre dos y cuatro millones por establecimiento.

Respecto del estado de los baños de la Casa de Gobierno, la funcionaria consideró que “es inaceptable que los empleados de la provincia, los servidores públicos, trabajen en estas malas condiciones”. “Lo mismo sucede en las escuelas, donde hay toda una comunidad educativa que está en el lugar y que merece tener condiciones dignas -indicó la titular de Obras Públicas-, es un plan de trabajo contrarreloj, para poder poner en condiciones mínimas los establecimientos, y vamos trabajando en paralelo con las obras en el resto de las dependencias”.

Comentarios