Esta startup crea unas ruedas que no se desinflan ni se pinchan

16

Aplicando tecnología de la NASA, esta empresa norteamericana promete revolucionar la industria de los neumáticos convencionales

Pese a los muchos intentos por hallar una llanta que resista cualquier clase de averías, Smart, una startup de California, ha puesto tecnología de la NASA al servicio de un diseño que reinventa los neumáticos convencionales y que incluso, no llevan aire. 

Estas llantas, inventadas originalmente por la NASA para las misiones Rover de la Luna y Marte, revelan una tecnología que jamás nos dejarán a medio camino, ya sea para los amantes del ciclismo, o bien para futuros vehículos de cuatro ruedas.

En asociación con la NASA, Smart ha puesto hincapié en el desarrollo de una llanta conformada por la aleación airless con memoria de forma (SMA) e inicialmente la ha implementado en la creación de un neumático de bicicleta, llamado Metl. Las llantas Metl, con tecnología de la NASA, son algo así como los conocidos runflat de los vehículos de alta gama de calle, fabricados con un reciente material liviano conocido como NiTinol+.

Ruedas que no se desinflan, con tecnología de la NASA

A través de una propiedad innovadora llamada “superelasticidad”, estas llantas pueden reorganizar su estructura molecular en respuesta a la tensión y tener una recuperación instantánea del 100%. También prometen ser una alternativa ecológica, ya que el uso de materiales duraderos y de cero huella ambiental reducen la necesidad de revestimientos y paredes laterales de elastómeros o el conocido caucho

“Los ciclistas no podrán esperar para tener en sus manos estas llantas Metl de la era espacial que no se desinflan”, dice Earl Cole, director ejecutivo de la empresa de neumáticos Smart. “La combinación única de estos materiales avanzados, junto con un diseño ecológico de próxima generación, convierten a los Smart Metl en un producto absolutamente revolucionario”, añade.

“Las aleaciones con memoria de forma parecen extremadamente prometedoras para revolucionar toda la industria de los neumáticos terrestres”, agrega Santo Padula, ingeniero en materiales de la NASA, «y esto es solo la punta del iceberg»

Smart tiene la intención inicial de establecer las llantas Metl como el principal componente de alta tecnología para bicicletas de carretera, montaña y eléctricas. En este sentido, la compañía también está trabajando con el proveedor de micromovilidad, Spin, para desarrollar llantas con tecnología de la NASA, también para para e-scooters.

En el caso de los Metl, vale decir que estarán disponibles para rodados convencionales de bicicletas, a principios de 2022. En tanto continúa el desarrollo de las llantas de la NASA, el tejido de los Metl usa “tecnología radial de aleación con memoria de forma” que se implementará en el vehículo de búsqueda de la agencia espacial, previsto para 2026.

Nota publicada en Forbes México

Comentarios
Compartir