Fuertes criticas del Papa al presidente Mauricio Macri

El Obispo de San Isidro, Monseñor Jorge Casaretto, lanzó duras críticas al Gobierno Nacional, formulando un llamado de atención para que el Presidente Mauricio Macri cumpla con la “Pobreza 0”, prometida en campaña. El Papa Francisco, también manifestó su malestar. Fuertes críticas de la Iglesia al Gobierno nacional.

7091

El Obispo de San Isidro, Monseñor Jorge Casaretto, advirtió este domingo que el objetivo de “Pobreza 0” que se trazó el Gobierno Nacional “no puede quedar en una cosa declarativa, debe traducirse en acciones concretas”. Al llamado de atención del Obispo, se sumaron el grupo de Curas en Opción por los Pobres cercanos al Papa Francisco, y cuestionaron las políticas del Presidente Macri a quien definieron como un “desocupador serial”. La alarma, la disparó un estudio realizado por UNICEF junto a las Universidades de Salta y Oxford, donde se reveló que 3 de cada 10 niños argentinos son pobres, y el 8,4% lo son al extremo; a esta lamentable “estadística”, los curas la sufren en “el campo” junto a los que no tienen nada, y esto no es cuestión de ideología política, dejémonos de embromar, es cuestión de sensibilidad y sentido común!

La durísima carta de los Curas de mayor cercanía a los pobres, denominada “6ta. Carta al Pueblo de Dios”, en la que formulan una detallada denuncia y crítica al Gobierno Nacional, donde además puntualizan el silencio de la prensa, fue solo una parte de un mensaje unificado de la Iglesia Católica Argentina, en sintonía con el malestar y la preocupación expresada por el Santo Padre desde el Vaticano, que “sigue la situación y sabe lo que está ocurriendo”, no sólo por la gravísima problemática social por la que atraviesa Argentina, sino además por la crisis política de Brasil, donde es muy probable que la Presidente Dilma Rousseff sea destituida el próximo miércoles.

Estas fuertes críticas de la Iglesia al Gobierno Nacional que repercuten en los oídos de una opinión pública, por momentos anestesiada; de organizaciones gremiales que día a día masivamente renuevan sus planes de lucha y movilizaciones; de una oposición política que parece despertar, e intenta frenar la ola de más 150.000 trabajadores dejados en la calle con una Ley antidespidos; y un Gobierno que amenaza con vetarla, mostrándose indiferente a una sociedad mansa que en gran parte intenta simplemente sobrevivir; se producen a menos de una semana, que Monseñor Jorge Lozano manifestara a la prensa que existe en la Iglesia “preocupación por ámbitos golpeados, como la construcción, la siderurgia, el sector de vehículos y los empleados públicos”. Las declaraciones del Presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral Social, se realizaron en el marco de un encuentro con los representantes de las 5 centrales sindicales, (3 CGT y 2 CTA), donde conjuntamente con la Acción Católica y la Comisión Nacional de Paz y Justicia, respaldaron con firmeza el reclamo de los líderes sindicales al Gobierno Nacional, bajo el lema “el trabajo es sagrado”. La sintonía entre las centrales obreras y la Iglesia se dará nuevamente en Mar del Plata, entre el 21 y 23 de Mayo próximo, en el marco de la Semana Social que este año sesionará con el lema “Queremos ser nación. Necesitamos ponernos la Patria al hombro”.

Los que quieran oír que oigan.

Comentarios