Así fue el final de Soy Luna

La serie protagonizada por la joven actriz mexicana Karol Sevilla tuvo un emotivo desenlace

18

Soy Luna , la historia de Disney Channel que conquistó a miles de jóvenes en Latinoamérica, se despidió hoy con un emocionante final y con muchos sueños hechos realidad para su protagonista, Luna Valente.

En este último capítulo, con el que se da por concluida la serie tras tres exitosas temporadas, Luna, personaje encarnado por la joven actriz Karol Sevilla , se reconcilia definitivamente con su pasado y, a través de uno de sus sueños, se da cuenta de que la respuesta a todo “siempre está en el corazón” y decide perdonar a Sharon.

Mónica y Miguel Valente, sus padres adoptivos, la apoyan y le dicen que siempre la acompañarán, mientras que Ámbar también decide perdonar a Sharon y así se lo hace saber visitándola en la clínica donde está internada.

En la mansión Benson, Luna tiene una conversación con su abuelo, Alfredo, que le recuerda que, cuando prontamente cumpla sus 18 años, él dejará de ser su apoderado legal y la fortuna de la familia pasará a sus manos. Con ello, le advierte de la gran responsabilidad que deberá asumir a la hora de tomar las grandes y pequeñas decisiones que transformarán su vida.

Luna está ansiosa porque su equipo de patinaje, el Jam & Roller, se presentará a un concurso por primera vez como grupo profesional, pero aun así toma una importante decisión y anuncia a Ámbar que compartirá su herencia con ella, lo cual emociona profundamente a su hermana.

 

Comentarios
Compartir